Luciana Salazar enfrentó en vivo a Fernando Burlando

La modelo llamó a “Polémica en el bar”, donde estaba invitado el letrado, y ambos mantuvieron una disputa.


La historia entre Luciana Salazar y Martín Redrado sumó un nuevo capítulo. Primero en Los ángeles de la mañana, la modelo intervino en un reportaje a Fernando Burlando, el abogado del economista. Lo mismo ocurrió por la noche, cuando el letrado se sentó a la mesa de Polémica en el bar. El llamado de Luli a su programa -cabe recordar que era una de las habituales panelistas- dio paso a un nuevo round mediático.


En situación se remonta a un comentario de Luciana el pasado domingo sobre una foto que mostraba a Redrado en Miami, dispuesto a recibir la vacuna contra el coronavirus y en compañía de una mujer desconocida, que luego se dijo que podría ser Lulú Sanguinetti: “¡Miralo vos, jugando con las mujeres y apretándome a la vez!”, escribió la actriz en las redes sociales.


“Lo mejor que me pudo haber pasado para sacarme de encima a semejante lacra de persona para siempre. Lo imperdonable es que manipuló a una menor. Juega con las mujeres de todas las edades. Este tipo no vale ni una lágrima. Hay testigos de todo”, agregó Salazar en su cuenta de Twitter.


Según su postura, ella y Redrado están atravesando un período de reconciliación desde principios de año: “El día 10 de enero yo empecé a salir con Martín. Y no puede decir que no porque no sólo que hay pruebas, sino que hay testigos. O sea que no tiene forma alguna de negarlo. A mí me pone siempre en un lugar de la loca, la mentirosa, cuando es todo al revés”, señaló el lunes durante su llamado a Polémica.


A partir de los tweets de Luciana, Burlando explicó a Teleshow la decisión que había tomado para su defendido: “Cada determinada cantidad de tiempo (Salazar) aparece repitiendo hechos y situaciones, y estamos estudiando si eso podría configurase como un hostigamiento (contra Redrado)”, consideró el abogado. Y se refirió al escándalo reciente: “Hoy no tiene vínculo con Luciana, pero sistemáticamente aparecen estos rebrotes que lo perjudican y le generan una situación de violencia moral”.


De acuerdo al criterio de Burlando, la modelo “lo quiere hacer partícipe (a Redrado) de una paternidad que no le es propia, o una relación que no le es propia”, en clara referencia a Matilda, la hija de Salazar, a quien el economista no vería desde hace un mes y medio. No obstante, Luciana justificó la aparente reconciliación en este vínculo con la criatura: “Creo que Martín se dio cuenta de muchas cosas que hizo mal y no las quiere volver a repetir. Y más estando Matilda en el medio”.


Por la mañana del martes, en el ciclo de El Trece, Burlando profundizó en su estrategia judicial y argumentó que consiste en revivir una medida cautelar de hace unos años atrás: “No habría por qué variar la decisión de un juez si por aquel entonces vio determinadas circunstancias que afectaban a la dignidad de una familia, que ahora frente a los mismos hechos no decida exactamente lo mismo. Hay varias medidas que se adoptaron y, entre ellas, lo que pretendemos ahora es revivir la circunstancia”, explicó el abogado.


Mientras el letrado continuaba con su argumentación, la angelita Pía Shaw leyó un mensaje que le envió Luciana. “Por supuesto que si usted me va a llevar a la Justicia, también tengo todas las pruebas y las quiero presentar en el momento que usted decida”. “Me parece que Luciana está equivocando los conceptos. Hay cosas que se resuelven en determinados ámbitos. Si vos injuriás o calumniás, listo. Excepto que se rectifique en una audiencia de conciliación establecida por la Justicia penal, lo que de alguna manera puede extinguir lo que es la causa. Si no, va a juicio oral”, dijo el abogado. En ese punto, llegó otro mensaje de Luciana, esta vez vía audio: “Decile a Burlando que lo que para él es una injuria, para mí es una violencia de género”.


Pasaron las horas y no se calmaron las aguas. Por la noche, en el ciclo de América, Luciana ratificó sus encuentros con Redrado. “Él me invitó a Miami, estuve con él, que él te diga que no, es todo mentira y lo voy a probar”, señaló la actriz. Según su visión, mantuvieron en reserva la reconciliación porque el economista había cortado recientemente con su pareja: “Le dije no nos mostremos para que no nos saquen una foto”, agregó.


Vos tratás de justificar algo que no tiene que ver con el planteo judicial de Martín”, contraatacó Burlando. ¿Vos le pusiste en un tweet a Martín que era una larva? ¿Una lacra? Por eso Martín recurre a la Justicia, no por los idas y vueltas”; argumentó el letrado. Él no merece ser llamado como lo llamaste”, cerró. “Yo también vivo de mi imagen y no me merezco ese maltrato hacia mi persona cuando el que me hostigó fue él”, replicó Luciana.


La otra gran discusión de la noche derivó en si Luciana y Martín habían coincidido en Estados Unidos. “¿Vos seguís insistiendo que yo no me vi en Miami con él? ¿Vos seguís creyéndole?”, preguntó Luciana, aunque el abogado eludió la respuesta y cambió el foco de la cuestión. “Lo que él dice es que vos no tenés una relación estable con él. ¿Es cierto o no es cierto?”, contraatacó.


La actriz reconoció no tener una relación estable “al día de hoy”, aunque aseguró que habían evaluado una estrategia de blanqueo, desde posteos en Instagram a notas periodísticas, y que tenía pruebas de los hechos que contaba. Al finalizar el programa, difundieron el audio de Luciana, en el que documentaba un encuentro con Redrado en Miami. Allí, el economista combinaba para pasarla a buscar para realizarse el hisopado. “No está negado en absoluto. Es un caballero”, cerró el abogado.

0 comentarios
300x250---Equipamiento-Médico.gif