"Lo que declara Zelenski depende de lo que fuma o bebe"

El Ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, indicó que empieza una nueva etapa de la operación militar y se refirió a declaraciones del presidente ucraniano.


Rusia inicia una nueva fase del operativo militar en Ucrania, ha declarado este martes el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov.


"Este operativo continuará, la siguiente fase de este operativo ahora comienza", dijo el canciller ruso durante una entrevista con India Today, agregando que "este será un momento importante de todo el operativo especial".


En el contexto de esta declaración, Lavrov volvió a resaltar que la operación militar está dirigida a lograr la liberación total de las Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk.


En el marco de esta entrevista, Lavrov destacó que Rusia no planea usar armas nucleares en Ucrania. "Se trata solo de armas convencionales", afirmó. Comentando las declaraciones del presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, sobre supuestos planes de Rusia de usar armas nucleares, el ministro de Asuntos Exteriores ruso dijo que el mandatario ucraniano "dice muchas cosas", que dependen de "qué bebe o fuma". Afirmó que es difícil comentar las afirmaciones de Zelenski porque constantemente cambia de punto de vista.


Además, repitió que Moscú no tiene intención de cambiar el poder en Ucrania. "Queremos que los ucranianos decidan por su cuenta cómo quieren seguir viviendo. Queremos que la gente tenga libertad de elección", indicó.


Este martes, el Ministerio de Defensa de Rusia volvió a proponer a los militares ucranianos y mercenarios bloqueados en la planta metalúrgica Azovstal de Mariúpol cesar las hostilidades y deponer las armas para preservar sus vidas. "Teniendo en cuenta la situación catastrófica en la fábrica metalúrgica Azovstal, y guiándose por principios puramente humanos, las Fuerzas Armadas de Rusia una vez más ofrecen a los militantes de los batallones nacionalistas y los mercenarios extranjeros cesar las hostilidades y deponer armas a partir de las 12:00 hora de Moscú del 19 de abril de 2022", anunció el jefe del Centro Nacional ruso de Gestión de la Defensa, el coronel general Mijaíl Mizíntsev.


El alto oficial precisó que Rusia "garantiza a cada uno [de los rendidos] la preservación de la vida y el respeto de todas las normas de la Convención de Ginebra en lo referente al trato de los prisioneros de guerra, como ya ocurrió con sus compañeros que se habían rendido anteriormente en Mariúpol".

0 comentarios
300x250---Equipamiento-Médico.gif