Nación envió respiradores, test rápidos y equipamiento a Tucumán

Los insumos son repartidos en hospitales públicos y clínicas privadas con el fin de ampliar la capacidad de respuesta del sector sanitario.


Con el fin de continuar fortaleciendo la capacidad de respuesta de las jurisdicciones ante la pandemia de Covid-19, el Ministerio de Salud de la Nación entregó a las provincias de Tucumán y Mendoza un total de 27 respiradores, 30 monitores, 125 bombas de infusión, 40.000 kits médicos y 7.027 tests rápidos.


En cuanto al gobierno de Juan Manzur, la Nación destinó fondos por un monto total de $ 3.742.420.592, que se repartieron para programas y equipamiento sanitarios e insumos. También se le entregó 8.827 test de antígenos como parte del plan Detectar Federal.


El equipamiento y los insumos fueron entregados en la Dirección Nacional de Emergencias Sanitarias (DI.NE.SA.) y para la gestión y el mejoramiento de la capacidad de sus sistemas sanitarios.


“Las acciones de apoyo y acompañamiento que continúa realizando el Ministerio de Salud tienen una vital importancia para asistir y sostener los sistemas de salud de aquellas localidades afectadas por la pandemia y afianzar una respuesta articulada entre el gobierno nacional y las provincias a los pacientes afligidos por esta enfermedad”, destacaron desde esa cartera nacional.


Por expreso pedido del gobernador, Juan Manzur, la ministra de Salud, Rossana Chahla entregó respiradores a sanatorios privados para acompañar y apoyar al sector privado de la salud en esta pandemia del COVID-19.

Esto es parte del trabajo en conjunto que venimos haciendo con los sanatorios privados, la atención de pacientes hace que tengamos esta comunicación para ver las necesidades. El Gobernador me pidió especialmente que atienda las necesidades del sector, y fue un planteo primero de la Asociación Clínicas y Sanatorios, y después de otros sanatorios que no estaban afiliados pero que era muy válido para aumentar las camas de atención para todos los ciudadanos. Se trata de personas que trabajaron desde el primer día con nosotros, con todos los sanatorios que dieron respuesta, y van a seguir ampliando la cantidad de camas disponibles, hoy con respiradores”, manifestó la titular de la cartera sanitaria.

Chahla aseguró también que aparte de estas acciones, con el sector privado sanitario comparten protocolos a seguir, capacitaciones, y herramientas que son útiles para los pacientes. No importa que sea público o privado, la salud es una sola y la idea es trabajar en equipo, resaltó la ministra.


“Estoy muy conforme de poder darles la tecnología de avanzada, son respiradores nuevos de última tecnología y las personas que trabajan en terapia conocen el manejo. Poder ampliar la capacidad del sector privado para que puedan atender pacientes COVID-19, es una estrategia muy importante que ha tomado la provincia en conjunto”, dijo al respecto.

Por su parte, Fernando Nougués del Sanatorio del Norte y miembro de la Asociación de Clínicas y Sanatorios, comentó: “Esto es parte del diálogo permanente que tenemos con las autoridades, los ministros, los secretarios, con todos los miembros del SIPROSA; siempre estuvieron a disposición en medicamentos, recursos necesarios, para mejorar la capacidad. No es la primera vez, la verdad que tuvimos mucho apoyo del gobierno en este último tiempo. Hace más de un mes y medio que estamos con la coordinación de las camas, los protocolos, con diálogo permanente. Se habilitan cuatro camas más con cuidados críticos. Son respiradores de excelente calidad”.

Finalmente el gerente del Sanatorio Jesús María de Concepción, Silvio Martoni, subrayó que el beneficio es enorme porque no solamente por el hecho de tenerlo, sino por la gran distancia que existe entre San Miguel de Tucumán y Concepción. Eso aboga a favor de que los pacientes puedan quedar allá y ser atendidos mediante una buena tecnología, opinó.

Covid-D-200x200.gif